lunes, 15 de abril de 2019

MAGOS Y DEMONIOS.

Sobre nuestras mesas se han visto batallas épicas, hordas de orcos, muertos vivientes, ejércitos de leyenda... Pero pocas veces la magia ha sido la protagonista. Y menos magia demoniaca.

Pero entre los espesos bosques del imperio, en olvidadas catacumbas o en los páramos del caos, se esconden inumerables campeones del caos y hechiceros que han dedicado sus almas al estudio y el trato con los poderes malignos del caos. No resulta extraño que midan sus fuerzas para agradar a sus dioses, medirse con sus enemigos y robarles sus secretos o con el solo propósito de extender el mal.

Dos coaliciones de magos de gran poder no pueden ser vecinos sin enfrentarse. Y hoy dos grandes hechiceros y sus acólitos se enfrentarán a muerte. Magos de increíble poder (magos de nivel 25 y dos acólitos de nivel 20) con sus huestes caóticas. Y ambos bandos con enormes conocimientos de las artes oscuras y acostumbrados a tratar con demonios.

Cada ejército suma unos 2000 pts según las listas de "Armies". En realidad pocas figuras. Thugs y Beastmen son meras comparsas de las unidades de guerreros del caos y los tres magos. El verdadero poder son los magos (Unos 800 puntos en magos y 600 puntos en guerreros del caos.)

Y los magos con conjuros demoníacos capaces de convocar demonios y poderes increíbles.

No vamos a usar las reglas de Realm of Chaos y nos ceñimos al manual de "WHFB 3ª Ed." y "Armies". Para las invocaciones seguimos las reglas del "Armies".


Y de las lindes del bosque, entre brumas de la mañana emergen ambos ejércitos listos para el combate. Los magos conjuran sus auras de protección y conjuros preparatorios y se preparan para la lucha.

El séquito de este señor de las artes arcanas es imponente...



Tampoco se queda atrás este sirviente de Malal...



Malal abre la batalla con el lanzamiento de 4 terribles bolas de fuego directas a la cara del alto hechicero enemigo. El resultado de impactos automáticos logra causar tres heridas al mago que se libra por poco de la muerte nada más empezar...


Avisado, y a punto de morir en el primer movimiennto, el mago ordena avanzar a los beastmen para parapetarle mientras inicia los rituales de invocación...


Ambos magos empiezan a dibujar sus pentagramas y dibujos arcanos desde los que invocar a los dioses del caos. El resto del ejército empieza a maniobrar.


Los thugs de Malal disparan sus dardos mortíferos causando muchas bajas entre los thugs enemigos...


Uno de los acólitos se percata del peligro y lanza un conjuro para causar pánico entre los thugs arqueros... que huyen aterrorizados.


La hechicera de Malal entabla un duelo mental con el poderoso señor hechicero enemigo... pero su poder no es nada comparado con el del gran mago que logra absorber  la magia que fluye de la hechicera para su propio beneficio...






Horribles huestes de bestias de Malal han sido atraídas en un rebaño mortal. Pero pese a ser unos monstruos poderosísimos, una andanada de bolas de fuego los mandará al infierno del que no debieron salir.


Jugar con magia puede ser muy frustrante. Unidades enteras son destruidas por efecto de un sólo conjuro. Hasta el gran mago ha estado a punto de morir en el primer turno sin haber hecho nada de una bola de fuego...

Y otro ejemplo de frustración va a suceder....

Otro hechicero de Malal ya ha terminado su pentagrama y se concentra en una omiunosa letanía maléfica entre signos arcanos dibujados en el suelo. Se propone convocar una horda de demonios desde las devastadas regiones místicas del caos... pero algo falla en su invocación y en un remolino de luces de retorcida fluorescencia su cuerpo es retorcidoy desaparece dejando solo un pequeño resplandor en el lugar donde antes hubo un cuerpo humano.

(Para invocar se debe pasar una fase de magia dibujando el pentagrama. Luego lanzas el conjurode invocación y tiras en la tabla del "armies" a ver el efecto. un "1" en la tirada de 1D6 significa que el hechicero se va a reunirse con el caos y fin. "2-3" fala y debe seguir invocando, 4-5 los demonios llegan por un número limitado de turnos y "6" los demonios llegan para quedarse. Luego hay que tirar para controlar los demonios convocados o ambos bandos tienen u problema con unos demonios incontrolados...)


Las risas en las filas enemigos duran poco. La hechicera empieza a lanzar unos horribles chillidos que retumban en el aire incluso en dimensiones que no son de este mundo. Todas las tropas que lo escuchan son presa del pánico ante este grito de desesperación y horror...


Medio ejército enemigo huye aterrorizado por los gritos demoníacos de la hechicera... Y en un flanco los guerreros del Caos de Malal han logrado romper la línea y amenazan con envolver y atacar al mago...


El gran hechicero de Malal logra convocar con éxito a un gran demonio que es controlado y se pone a su servicio...


El hechicero enemigo también logra convocar a un gran demonio. Pero este le anuncia que sólo le prestará ayuda por un breve tiempo... (3 turnos).

Justo a tiempo cuando los guerreros del caos de Malal estaban a punto de atacarle...


Beastmen dirigidos por un mago atacan a la hechicera y los beastmen de Malal en el centro...


Los dos demonios se enfrentan en un duelo épico que se desarrolla seguramente en más de una dimensión por más que nuestro mundo resuena en terribles truenos y aullidos...


Todo el campo es un combate y el hechicero está agotado. Se queda atrás y recita un ritual de curación para restañar algunas de sus heridas del inicio de la batalla... debe prepararse para el enfrentamiento final...


El gran demonio de Malal, herido de muerte reune sus fuerzas en un mortal ataque que logra destruir al demonio enemigo...


Los magos se preparan para la batalla final. Conjuran zonas de protección demoníaca que causan inestabilidad en la magia que mantiene en este mundo al demonio confundiéndole momentáneamente y evitando que les ataque...

Y el gran hechicero reúne sus últimas fuerzas mágicas... Lanza una ráfaga mágica (versión poderosa de una bola de fuego) que será su último conjuro, pues no le quedan puntos de magia, y... ¡logra las dos últimas heridas al demonio de malal!

Los dos demonios han vuelto al averno y los magos están exhaustos y trabados en combate....


El gran mago de Malal se ve atacado por los beastmen... sin duda con sus poderes les puede destruir. Pero todo su ejército está destruido y ya no le quedan fuerzas para convocar a más demonios...

Cuando ve que se acercan unos guerreros del caos enemigos, decide que es momento de aceptar la derrota y huir para urdir un plan de venganza...



Gran partida con un clímax emocionantísimo. La magia ha resultado muy divertida pero ha dejado claro que puede ser enormemente frustrante y aleatoria. El experimento nos ha dejado un buen sabor de boca como aperitivo a otras batallas que llegarán cuendo nuestros pinceles exploren el apasionante ( y muy enrevesado) mundo de los Reams of Chaos.



--- o ---



Llegué tan emocionado a casa que dejé de un lado a la caballería romana que estaba imprimada y lista. Por la noche me preparé un guerero del caos para saciar un poco el apetito de pintar figuras del caos... Pronto habrá que dedicarle toda la atención a las huestes infernales...


¡Que majo!

3 comentarios:

  1. Fantástica batalla. Es una delicia leer vuestras entradas.

    ResponderEliminar
  2. Gracias. Nunca habíamos jugado con magos tan poderosos y menos con demonios. No deja de ser completamente aleatorio y muchas veces frustrante. Pero esta vez lo pasamos muy bien.

    ResponderEliminar
  3. Que bueno el relato, y qué genial la mini que pintaste David. Demonios menores prontoooo jajjajaja

    ResponderEliminar